Consumo eléctrico

El consumo eléctrico en verano

Con la llegada del verano también la factura eléctrica de nuestro hogar experimenta una subida...

Con la llegada del verano también la factura eléctrica de nuestro hogar experimenta una subida. El uso de aparatos de refrigeración es el principal argumento, si bien hay algunas mejoras que pueden ayudarnos a reducirla.


Siempre podemos intentar buscar una tarifa eléctrica mas ajustada a nuestro tipo de uso, pero hay que tener en cuenta que por muy eficaz que sea, seguiremos pagando más de lo debido si la vivienda no se encuentra bien aislada.


Además de los aislamientos del propio edificio, existen pequeños arreglos dentro del hogar que se pueden realizar:
  • Toldos. Instalarlos en ventanas y balcones puede reducir el calor en hasta un 90% dependiendo del tipo de protector y la orientación de la vivienda. Las cortinas opacas y estores también pueden ayudar.
  • Ventanas. Unas ventanas de doble cristal reducen casi a la mitad la perdida de temperatura, por lo que tendremos que utilizar la refrigeración menos tiempo.
  • Aislar puertas y ventanas. La medida más económica y sencilla, es utilizar burletes o silicona para mejorar el aislamiento de nuestro hogar.

Además de estos consejos, es muy importante concienciarse y dejar atrás malos hábitos. Tener en cuenta, por ejemplo, que por cada grado centígrado se consume alrededor de un 7% más de energía. Llevar a cabo un uso racional del aire acondicionado es fundamental.

0 0
Feed