Buena ventilación

La importancia de la buena ventilación

Una casa con mala ventilación o un lugar de trabajo que carece de las condiciones necesarias para que circule el aire no solo puede ser incómodo y desagradable, además es malo para la salud.

Una casa con mala ventilación o un lugar de trabajo que carece de las condiciones necesarias para que circule el aire no solo puede ser incómodo y desagradable, además es malo para la salud. Es de máxima importancia instalar sistemas de ventilación adecuados. No basta con abrir la ventana de vez en cuando.


Para saber la importancia de la ventilación y cómo gestionarla es importante conocer sus tipos, ya que podemos estar hablando de ventilación natural, forzada o cruzada. En el primer caso se trata precisamente de lo que hemos comentado, abrir puertas y ventanas para que el aire circule por dentro de la habitación.


Es por tanto importante hacer hincapié en la forzada y la cruzada. La forzada es aquella que se produce al instalar campanas o chimeneas, tan importante en grandes cocinas o lugares dónde se trabaja con calor, pues una mala ventilación hará que el calor y los humos se acumulen a nuestro alrededor. La cruzada, por su parte, es la que se produce al instalar conductos que lleven el aire en horizontal o rejillas de ventilación. En casa es por ejemplo la que se produce si se abren dos ventanas equidistantes entre sí.


Es de vital importancia en cualquier empresa supervisar que el aire circula correctamente, pues, de lo contrario, podríamos acarrear a la larga con problemas de salud. Además la ventilación ayuda a que el lugar se climatice de forma correcta y no gastemos de más en energía.

0 0
Feed